Publicidad de novela japonesa "Nami-ko" del autor Kanjiro Tokutomi (1905)


En el último post en el que hablaba sobre la colección de cromos mencionaba que las formas tradicionales de vida japonesa y en parte su folklore comenzaron a finales de siglo XIX e inicios de siglo XX a formar parte del “buen gusto” de la elite chilena. La delicadeza, el refinamiento, el detalle y la lejanía cultural japonesa permitieron que la elite pudiera tomar estos elementos, usarlos, disfrutarlos, absorberlos y demostrarlos a la esfera pública, poniendo siempre el acento en el “buen gusto” que poseen como también en la gran amplitud de mundo que conocen. Hacia finales de siglo XIX e inicios del XX esta diferenciación y distanciamiento entre el buen gusto y el mal gusto ayudaba más a marcar distancia de clase y a demostrar la enorme brecha cultural y educacional que existía entre la oligarquía chilena y un gran porcentaje de de población chilena analfabeta y que vivía en modestas condiciones en un amplio sentido.


A través del genero magazine, la elite criolla fue demostrando las diversas actividades y eventos que realizaba en torno al “buen gusto”, en este caso haciendo referencia a la cultura japonesa. No solo la elite criolla consume cultura japonesa por el hecho en sí mismo de ser una cultura exótica y atractiva culturalmente, sino que en parte es porque al igual que la tendencia nacional de la época de seguir las pautas europeas, el proceso japonés de modernización es también fuertemente inspirado por las pautas europeas finiseculares.


Finalmente y con respecto ala imagen, no hay que olvidar que Japón logró tener una importante influencia en el arte europeo, generando el movimiento estético francés conocido como japonismo, así como inspirar al movimiento artístico impresionista en Europa en general. Siendo esto así, no es de extrañar, por lo tanto, que la elite nacional haya querido consumir arte orientalista, japonista o provenido directamente desde Japón. En la imagen presento una publicidad aparecida en la revista Sucesos en junio de 1905, en al que se publicita una "preciosa novela japonesa" escrita por "el notable novelista japonés Kenjiro Tokutomi" y editada en Chile por la Sociedad "Imprenta y Litografía Universo" de Valparaíso. Cabe destacar que Kenjiro Tokutomi fue un escritor y filósofo cristiano japonés de los periodos Meiji (1968-1912) y Taisho (1912–1926).

FUENTES:

SUCESOS. Valparaíso, Chile: 1905, año III, n°150, p.52

Sobre Japonistas Chile: 

 

La presente página pretende convertirse en un espacio en donde la difusión cultural académica pueda convivir con todos los demás aspectos de la cultura japonesa en Chile (cultura pop, noticias, eventos, etc.).

 

Los invito a que visiten frecuentemente Japonistas Chile para que estén al tanto de información y eventos sobre la cultura japonesa en nuestro país.

Cualquier información o noticia que quieran compartir lo pueden hacer a través de la zona de contacto de la página o enviando un email a japonistaschile@gmail.com

  • Instagram - Negro Círculo
  • Facebook - Círculo Negro
  • YouTube - Círculo Negro
  • Spotify - Círculo Negro
  • Twitter - Círculo Negro
Japonistas en rrss
Publicaciones recientes: